Cargan a isleños nuevo impuesto

Por Luis Roel Itzá 

QUEQUI  

Ante la queja de algunos usuarios locales de los barcos de cruce de pasajeros o de carga, de que les están cobrando por el Derecho de Saneamiento, el tesorero municipal, Hilario Gutiérrez Valasis explicó que este cobro debe ser únicamente para turistas nacionales o extranjeros únicamente en el cruce de Cozumel a Playa del Carmen y destacó que al principio las navieras interpusieron un amparo que el Ayuntamiento les ha ido ganando y deberán de cubrir hasta el 31 de diciembre para no pagar recargos. 

Recientemente algunos cozumeleños que realizaron el cruce marítimo de Playa del Carmen a Cozumel, manifestaron su molestia porque les cobraron 13 pesos por el Derecho de Saneamiento, el cual únicamente se le debe de cobrar a los turistas ya sea nacionales o extranjeros que realicen el cruce y es únicamente de entrada a la isla, según especificó Hilario Gutiérrez Valasis. 

Añadió que al principio las navieras se negaron a realizar el cobro y se ampararon, sin embargo, el Ayuntamiento ha ido ganando estos juicios y es la razón por la que las compañías navieras están cobrando por este derecho a los turistas, ya que deberán de reportar a la Tesorería Municipal los ingresos. 

En este sentido dijo que durante el 2020 por apoyo al empresariado no se aplicaron recargos al retrasarse en los pagos, sin embargo, este beneficio vence el 31 de diciembre, por lo que si en estas fechas no se ponen al corriente, para enero del 2021 ya tendrán una sanción a través de los recargos que se les aplica. 

Para concluir dijo que los cozumeleños no deben de pagar este derecho de saneamiento y que únicamente se debe reflejar en el boleto de los turistas cuando cruzan de Playa del Carmen a Cozumel. 

Comments

comments

1 comentario

Deja una respuesta

  • frolep rotrem
    2 enero 2021 at 4:31 am -

    Just wanna remark on few general things, The website pattern is perfect, the content is very wonderful. “The enemy is anybody who’s going to get you killed, no matter which side he’s on.” by Joseph Heller.