Duelo de reinas

Por Alberto Salazar Quequi 

Este próximo viernes 5 de marzo, el “Dort Financial Center” de Flint, Michigan, será escenario de una cartelera histórica, pues toda la función será estelarizada por mujeres, siendo la pelea principal el choque entre la campeona absoluta de peso Superwelter por el Consejo Mundial de Boxeo (WBC, por sus siglas en inglés) y por la Organización Mundial de Boxeo (OMB), la estadounidense Claressa Shields y la invicta campeona de la categoría avalada por la Federación Internacional de Boxeo (FIB), la canadiense Marie-Eve Dicaire en una pelea de unificación en las 154 libras (69.900 kilogramos). 

Claressa intentará convertirse en la primera campeona indiscutible en dos divisiones, en lo que se espera sea una guerra de poder a poder entre dos de las mejores peleadoras de las 154 libras. 

En este combate Shields busca elevar el perfil del boxeo femenil, además de que peleará por primera vez como profesional en su ciudad natal de Flint, Michigan. 

“Se trata de una noche única donde Shields intentará acrecentar su historia y ganar su tercer cinturón en Superwelter para convertirse en campeona mundial indiscutible en dos divisiones (junto al de peso Medio), en lo que se espera será una guerra de poder a poder entre dos de las mejores exponentes del boxeo femenil del momento”, indica el organismo verde y oro en un comunicado. 

Añade: La pelea ha generado gran expectativa, pues como todos sabemos este encuentro estaba previsto para mayo del año pasado; sin embargo, con el tema de la pandemia del Covid-19 la reyerta tuvo que posponerse, pero como bien dirían, todo plazo se cumple y ahora, por fin después de varios meses de espera, podremos disfrutar de estas dos feroces guerreras que saben que no sólo sus fajas estarán en disputa, sino también el honor y la responsabilidad de saber que ésta es la primera pelea femenil en encabezar una cartelera de pago por evento desde aquel encuentro celebrado en Nueva York en el año de 2001 entre Laila Alí y Jacqui Frazier-Lyde. 

“Tanto para Shields como para Dicaire, esta pelea representa un gran paso en el deporte, pues después de mucho andar, tocar puertas y demostrar que ellas tienen el boxeo en sus puños y que pueden ser igual o más competitivas que los hombres, la oportunidad de ser las estrellas ha llegado, y sin importar el resultado, estamos seguros de que ambas pugilistas se brindarán en una de sus mejores actuaciones, pues, además, para ambas es su primera actuación del 2021”. 

Claressa, quien es considerada un ícono del boxeo estadounidense, no sólo por consagrarse con dos medallas de oro durante los Juegos Olímpicos de Londres en 2012 y Río 2016, sino también como boxeadora profesional, donde, como ya hicimos mención, es dueña de varias fajas (2 en Superwelter y 3 en Medio), ha sido clara al decir que no dejará ir la oportunidad de demostrar que es la mejor boxeadora del momento y que puede atraer a cientos de aficionados, quienes no dudarían en comprar un boleto para verla pelear. 

No obstante, la canadiense Dicaire, quien en su niñez practicó karate y tuvo una prolífica carrera en el terreno amateur, y quien desde su debut profesional en el 2015 ha tenido 17 victorias seguidas, se reporta lista para conquistar una nueva victoria, una con la que buscará hacer historia, pues ha sido clara al decir que esa noche vencerá a Claressa, la despojará de sus cinturones, de su historial invicto y el mundo sólo hablará de la nueva monarca unificada Marie-Eve Dicaire. 

Comments

comments

No hay comentarios

Deja una respuesta